29 de diciembre de 2010

CHUPA-CHUPS DE FOIE

Aperitivo delicioso de Beatriz (Sin salir de mi cocina). Desde que nos lo comentó en Zaragoza, estaba deseando que publicase la receta porque estaba segura de que me encantaría. No me ha defraudado en absoluto, y a mis invitados de Navidad, os aseguro que tampoco. Parece complicado de hacer, pero no lo es, aunque sí entretenido. Si no os aclaráis con la receta, pasar por su blog, y aparte de un montón de recetas riquísimas, veréis un paso a paso muy completo de ésta. Gracias, Beatriz, por el triunfo!

- Pelar 4 manzanas Granny Smith grandes y cortar con la mandolina en láminas finas pero que queden enteras. Hervirlas por tandas en agua (tres dedos) y azúcar (un vaso), sin amontonarlas hasta que se reblandezcan y estén algo transparentes, unos minutos que no llegue a caramelizar; si se va consumiendo el agua, añadir más agua caliente. Poner a escurrir sobre papel de cocina, sin amontonar. Hacer una lámina por cada chupa-chups. 

- Mientras se hace la manzana y se escurren, hacer los chupa-chups cogiendo bolitas de foie micuit de calidad del tamaño de una canica (en total unos 150 grs.), y poner directamente en un trozo de papel film. Formar la bolita con la ayuda del papel film para no tener que manejarlo con las manos; pinchar con un palillo para brocheta, cerrar enrollando el papel como un chupa-chup, y reservar en el congelador. Seguir hasta formar 25-30 brochetas. 

- Poner en un bol 200 grs. de queso de cabra desmigado y 150 grs. de queso de cabra o de Camembert de untar (tipo President) y formar una pasta (con un chorrito de leche si hace falta). 

- Sacar las bolitas del congelador (no todas a la vez) y deshacer el paquetito; disponer un poco de pasta de queso en el centro de ese mismo papel film y encima colocar la bolita de foie; envolver de nuevo pegando el queso al foie nuevamente con la ayuda del film. Formar otra vez el paquetito y volver a meter al congelador. 

- Después de un rato, se podrá separar el papel del queso, sacar y volver a extender el film. Quitar la bolita con queso, colocar una lámina de manzana y poner la bolita ya cubierta de queso, envolver y congelar de nuevo. Guardar el tiempo necesario en el congelador (también días). 

- Cuando se vayan a consumir sacar durante un rato las bolitas del congelador, si no, no se pega el azúcar. Rebozar cada uno en azúcar moreno y quemarlo con el soplete. Volver a guardar de pie en el frigorífico metidos en un vaso o pinchados en algo hasta sacar a la mesa.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...